Durante dos semanas, alumnos de ambas instituciones han trabajado de manera conjunta, en modo presencial y a través de una Helpline, para traducir itinerarios turísticos que difundan el patrimonio cultural. Este año, el nuestro y los de dos socios, Lituania y Hungría; el curso próximo, Chequia. En las  próximas semanas grabaremos los audios. Los resultados han superado nuestras previsiones en cuanto a participación y motivación. Cada vez vemos con más claridad que la cooperación es el camino.